LETRAS REGALADAS PARA AQUELLOS QUE QUIEREN SOÑAR

Querido Ser humano:

El libro que tienes en tus manos es una bella iniciativa que se gestó en lo más profundo de nuestros corazones. La impotencia que nos atenazaba el alma observando impávidos el sufrimiento de nuestros hermanos y hermanas de HAITÍ, nos movió a parir una idea por la incipiente necesidad HACER ALGO, de manera que lanzamos al aire y a algunos correos electrónicos invitaciones para todos nuestros bellos amigos y amigas: escritores, ilustradores, fotógrafos, dibujantes, personas comprometidas…bellísimas personas. Se trataba de colaborar con lo que cada uno hiciera mejor, una aportación para conformar un libro.

Teníamos la absoluta certeza de que entre todos y todas haríamos un trabajo bello, porque las ideas que nacen del corazón se convierten en bellas realidades casi indefectiblemente. Y esta es una historia con corazón. La respuesta no se hizo esperar y una auténtica avalancha nos inundó el correo de colaboraciones y los ojos de lágrimas, y poco a poco con trabajo y amor conformamos esta aventura que vas a emprender en forma de LIBRO y que desde que la has adquirido ya ha cumplido su misión. AYUDAR A NUESTROS HERMANOS Y HERMANAS HAITIANOS.

Este no es un libro cualquiera, porque tiene alas, y tiene corazón, si te lo acercas huele a cariño, lo rodean todo los colores del arco iris, sabe de todas las lenguas del mundo porque de todo el mundo nos llegaron letras. Letras solidarias, letras llenas de solidaridad. Es un libro vivo que sabe para que nació, y se siente orgulloso de sí mismo.

El corazón de la tierra late de alivio, hace días que llora desconsolada; tuvo que estornudar, no le quedaba otra opción que estornudar, llevamos demasiado tiempo tocándole las narices, tiene la paciencia de una madre pero todo tiene un límite, y como una madre llora también lo que ha ocurrido, todos y cada uno de sus habitantes son sus hijos e hijas queridos... ¡qué lástima que haya tenido que ser así! Actuemos como la gran familia que somos como EL TODO que somos, por nuestros y nuestras hermanas y por nuestra madre que llora su dolor.

Prólogo: Teresa Delgado Duque

martes, 3 de junio de 2014

HAITÍ PARTE II




HAITÍ PARTE II



La primera noche de mi llegada a Puerto Príncipe, mis compañeros Olivier, Isaac, Christine etc... Se hicieron como pudieron con un pequeño colchón de la ayuda internacional y me hicieron un hueco en eso que ellos le llaman nuestra casa, 4 laminas de madera y un tejado de uralita junto a la seca fuente de la plaza de Marte...A las 8 de la tarde sin prisa pero sin pausa ya me sentía uno más repartiendo la comida preparada entre los niños del campamento. Pues yo quise y quiero que sean ellos los que reciban en primer lugar mi ayuda...A última hora cené un mejunje que llaman sopa y me fui agotado a la cama ...Bueno a lo que se parece jejee



Al día siguiente me reuní con la coordinadora en Haití pues la ONG lleva otros tres campamentos, me informaron que el más peligroso era en el que me encontraba el de la Plaza de Marte, y me dijeron qué te gustaría hacer?? ...Yo corriendo dije peón albañil...Me ofrecieron dar clases a los niños... pero elegí peón porque impresiona ver que no existe una mísera casa, aun así mi jornada empieza al amanecer a las  6 de la mañana y se prolonga hasta mas allá del anochecer...pero hay tiempo para todo 8 horas para mis construcciones lego como yo le llamo jejee y 8 horas para bañar...jugar y reír con mis niños…no esta nada mal!!



Eso sí estoy aprendiendo de construcción lo que no esta en los escritos, y si me viera un arquitecto me mataría pero ya hasta interpreto planos...Eso sí construyendo casitas que en realidad son dos habitaciones decentes... y cuya finalidad es que se forme una colonia decente y luego hacer unos servicios centrales para todos..En fin poco a poco va tomando forma..Eso sí hay noches que me río cuando me miro la cara en mi pequeño espejo, jeje mugriento lleno de cemento y con unos pelos anís



El segundo día lo más reseñable es que conocí a Cristina una pequeña niña de 11 años que con su traje mugriento paseaba con tacones y un cigarrillo extra largo...Me llamó la atención porque su rostro es realmente angelical y me informé acerca de su historia...Cristina se prostituye porque la ayuda humanitaria es objeto de censo de forma que los censados a los tres meses pierden la ayuda y se atiende a otros...Cristina solo tiene madre, su padre alcohólico y drogadicto murió en el terremoto



Ella cobra por prostituirse unos 20-25 gourdes que es la moneda de Haití y que no llega a ser ni un dólar..La clientela la busca entre los USAD, los marines estadounidenses y las esquinas de la plaza



Cristina desde el primer momento me gano por su desparpajo y su falta de malicia, su desnutrición y su situación ...Así que para mi me dije que estaría entre mis niños protegidos..Le he enseñado unos valores morales...A leer a asearse a diario ... A comer...Cada día le he llevado la comida y la cena a ella y a su madre y le hice prometer dejaría hacer esas cosas tan feas.



Otra dificultad añadida es que la droga circula libremente en el campamento y los niños con 10 y 11 años se drogan... En su caso caen como las niñas en las redes de la pederastia...Y aunque Puerto Príncipe es una ciudad sin ley y vivimos bajo la amenaza de los clanes de los proxenetas y de las drogas...Hemos conseguido apartar de las calles a 105 delincuentes entre proxenetas y traficantes



Otra labor que estamos haciendo es censar a los niños, más de la mitad ni existen oficialmente y caen en las manos de los traficantes de órganos o de la trata de menores…Estamos haciendo lo que podemos...Y me gusta formar parte de ese poder hacer...Si bien la carencia de medios materiales y de ayuda era y es sangrante...Aun así hemos conseguido la introducción de una enmienda legislativa en contra de los matrimonios precoces ( entre niños)



En Haití he descubierto el sentido que tiene vivir!!..El sentido que tiene que el olor a mar y a miseria sea capaz de emocionar y que cada caricia y cada beso que recibes de estos niños son un debito que tengo con ellos...Ellos han conseguido emocionar cada uno de mis días y mira que yo me creía un tipo duro



También he descubierto que cada cooperante hace mucho más de lo que aparentemente hace...Y que a pesar de la distancia...No es un sacrificio...Sino un privilegio estar y que te permitan ayudar...Quizás el privilegio más bonito que haya tenido jamás...No somos nosotros quienes dignificamos sus vidas sino ellos los que con su cariño te atribuyen una dignidad que ni uno mismo supiera tiene



En medio de este enjambre que es Puerto Príncipe sobre una charca de agua verde y con un olor nauseabundo se oye cada tarde rezar…Eso también me ha emocionado..Y es que bienaventurados los pobres…porque ellos serán los reyes en el cielo



No soy Católico pero esto último me gustaría que fuera cierto...Qué fortaleza y entusiasmo que tienen..!!

(Continuará...)

 Puedes leer a Roberto aquí:


 Cooperante.padre,y defensor de los DDHH representante permanente del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados ACNUR Conferencia d Ginebra (Siria)

No hay comentarios :

Publicar un comentario