LETRAS REGALADAS PARA AQUELLOS QUE QUIEREN SOÑAR

Querido Ser humano:

El libro que tienes en tus manos es una bella iniciativa que se gestó en lo más profundo de nuestros corazones. La impotencia que nos atenazaba el alma observando impávidos el sufrimiento de nuestros hermanos y hermanas de HAITÍ, nos movió a parir una idea por la incipiente necesidad HACER ALGO, de manera que lanzamos al aire y a algunos correos electrónicos invitaciones para todos nuestros bellos amigos y amigas: escritores, ilustradores, fotógrafos, dibujantes, personas comprometidas…bellísimas personas. Se trataba de colaborar con lo que cada uno hiciera mejor, una aportación para conformar un libro.

Teníamos la absoluta certeza de que entre todos y todas haríamos un trabajo bello, porque las ideas que nacen del corazón se convierten en bellas realidades casi indefectiblemente. Y esta es una historia con corazón. La respuesta no se hizo esperar y una auténtica avalancha nos inundó el correo de colaboraciones y los ojos de lágrimas, y poco a poco con trabajo y amor conformamos esta aventura que vas a emprender en forma de LIBRO y que desde que la has adquirido ya ha cumplido su misión. AYUDAR A NUESTROS HERMANOS Y HERMANAS HAITIANOS.

Este no es un libro cualquiera, porque tiene alas, y tiene corazón, si te lo acercas huele a cariño, lo rodean todo los colores del arco iris, sabe de todas las lenguas del mundo porque de todo el mundo nos llegaron letras. Letras solidarias, letras llenas de solidaridad. Es un libro vivo que sabe para que nació, y se siente orgulloso de sí mismo.

El corazón de la tierra late de alivio, hace días que llora desconsolada; tuvo que estornudar, no le quedaba otra opción que estornudar, llevamos demasiado tiempo tocándole las narices, tiene la paciencia de una madre pero todo tiene un límite, y como una madre llora también lo que ha ocurrido, todos y cada uno de sus habitantes son sus hijos e hijas queridos... ¡qué lástima que haya tenido que ser así! Actuemos como la gran familia que somos como EL TODO que somos, por nuestros y nuestras hermanas y por nuestra madre que llora su dolor.

Prólogo: Teresa Delgado Duque

domingo, 18 de enero de 2015

ALZA LA VOZ POR TUS HERMANOS/AS, de Javier Ochoa V.L


Hace unos días Javier me envió este  maravilloso texto por mensaje sabia que estaba inmerso en este proyecto y torpe de mí lo eliminé sin querer de ahí mi demora en publicarlo en el blog, gracias a su mujer hoy puedo compartirlo ya que lo encontró y me lo volvió a enviar.



Gracias Javi, eres todo un maestro, tu mensaje es muy bello!!!!


 ALZA LA VOZ POR TUS HERMANOS/AS

Imagen tomada de la red de dominio público

(Dedicado a los hermanos/ as que sufrieron la devastación y a quienes no hemos olvidado por ser parte de nosotros, como estrellas en un mismo firmamento)

Alza tu voz hermano/a deja que ésta trence un puente de solidaridad y de compromiso con aquellos/ as que más lo necesitan; perdieron la suya a la vez que la sonrisa bajo los escombros y bajo las estrellas. Todo su mundo se les vino encima, se apagó entonces la luz para ellos/as. Que no tiemble la alianza que nos une y nos acerca más allá de líneas imprecisas e imaginarias. Somos ciudadanos del mundo, un mismo pueblo que late y cuya única religión es el amor. Acércate a tu hermano/ a haitiano/a, chileno/a, filipino/a... envíale pensamientos positivos, luz, amor y esperanza con una empática sonrisa de bienvenida. Alegría naciendo de cada poro de tu ser, en un completo atlas de unión. Fertilidad de tu naturaleza viva componiendo ante su libre albedrío. 

Colecciona instantes bellos para llenar sus pupilas y sus corazones de energía poderosa y limpia que ayude en el resurgir, que sus brazos sientan el cariño del abrazo y las caricias en un amanecer de bonitas emociones y sensaciones que circulen en favor de sus almas. 
Amanece, el mar está en calma, la brisa acaricia y cierra heridas. Siéntate ante su mirada y cántale a ese niño/a que camina desorientado, no hay nada más genuino que la paz que surge de la profundidad ancestra, desde donde llega el campo de la verdad y la salud. 
Tu esencia sabe del poder del amor, y la reconoce cuando te entregas. La visión es duradera cuando tú la avivas, la acompañas, le dejas hacer con creatividad. Ternura de padre y madre al servicio de todos los hijos/as del universo. 
 Date un ratito para los demás, todo lo que transportas dentro de ti va conformando muchas esperanzas y de cada semilla una nueva oportunidad. Alza tu voz, hazlo, para que sepan que no están solos, que la magia circula en torrentes de generosidad acampando en la vertiente de una playa que sabe de reencuentros y de caracolas que guardan mensajes cómplices.
 Ni un temblor más que achique sus sueños, ni uno más. 


Fotografía: Pablo Castro, 2015 © 

Alza tu voz, por favor, comprométete contigo, con ellos, con la magia imperecedera del universo. Todos somos UNO y de ese UNO surge el inmenso poder, el potencial más misterioso, sabio y preciso que lo contiene todo. Atrévete a cambiar el rumbo de los acontecimientos. 
El amor se alza en una única bandera, déjala ondear en el mástil de tu pecho uniendo a todos sus pueblos. 

Somos Haití, Chile, Filipinas...en UNO.

 Lanza tu voz, lánzala...deja que ésta sea el puente.  

Javier Ochoa V.L ©, 2015 

 Todos los derechos reservados. 
Prohibida copia total o parcial.
http://ladanzadelcoyote.blogspot.com

2 comentarios :

Marisa Alonso Santamaría dijo...

El amor se alza en una única bandera...preciosa esta frase Javier, muy bonito todo lo que has escrito.
Un abrazo

Javier y Pablo dijo...

Javi es pura luz, pura magia!!! Un maestro muy grande!!! Un abrazo Marisa!!!! Gracias por pasearte por aquí siempre. Pablo.

Publicar un comentario